35. EL OFICIO TRIPLE DE CRISTO

Capitulo 35  EL OFICIO TRIPLE DE CRISTO

 

LAS GRANDE DOCTRINAS DE LA BIBLIA

por R. C. Sproul

Traductora: Marcela Robaína

 

35  EL OFICIO TRIPLE DE CRISTO

 

Una de las grandes contribuciones para un entendimiento cristiano de la obra de Cristo es la exposición de Juan Calvino sobre el oficio triple de Cristo como Profeta, Sacerdote y Rey. Como el profeta de Dios por excelencia, Jesús fue el objeto y el sujeto de la profecía. Su persona y su obra son el punto focal de las profecías del Antiguo Testamento, pero Él mismo también fue un profeta. El reino de Dios y el papel que Jesús desempeñaría dentro de dicho reino venidero son temas principales en las afirmaciones proféticas de Jesús. La función principal de un profeta era transmitir la palabra de Dios. Jesús transmitió la Palabra de Dios, pero además, El mismo es la Palabra de Dios. Jesús fue el Profeta de Dios supremo, siendo la Palabra de Dios en la carne.

 

El profeta del Antiguo Testamento era una clase de mediador entre Dios y el pueblo de Israel. Hablaba al pueblo como representante de Dios. El sacerdote hablaba a Dios como representante del pueblo. Jesús también cumplió el papel del Sumo Sacerdote. Los sacerdotes del Antiguo Testamento ofrecían sacrificios regularmente, pero Jesús ofreció un sacrificio de valor eterno, una vez y para siempre. La ofrenda de Jesús al Padre consistió en el sacrificio de sí mismo. Él era la ofrenda y el que ofrendaba.

 

Mientras que en el Antiguo Testamento los oficios mediadores de profeta, sacerdote y rey eran ejercidos por individuos distintos, estos oficios son ejercidos de manera suprema en la persona de Jesús. Jesús cumplió la profecía mesiánica del Salmo 110. Él es descendiente de David y el Señor de David. Él es el sacerdote que también es Rey. El Cordero que es sacrificado es también el León de Judá. Para entender la obra de Cristo en su totalidad, no debemos considerarlo simplemente como un profeta, o un sacerdote, o un rey. Todas estos tres oficios fueron perfectamente cumplidos por Él.

 

Resumen

 

1. Jesús fue el cumplimiento de las profecías del Antiguo Testamento y El mismo fue un profeta.

2. Jesús fue el Sacerdote y el sacrificio. Como el Sacerdote, Él se ofreció a sí mismo como el sacrificio perfecto por el pecado.

3. Jesús es el ungido Rey de Reyes y el Señor de Señores.

 

Los tres oficios de la mediación

 

Dios

 

Profeta  Sacerdote  Rey

 

El pueblo de Dios

 

 

 

Pasajes bíblicos para la reflexión

Ps. 110

Is. 42:1-4

Lk. 1:26-38

Acts 3:17-26

Acts 5:5-6

Comments